La previa del SD Compostela-Arosa SC

 Primera "final" para el Compos que decidirá si mira hacia arriba o hacia abajo

(Domingo, 12h, Vero Boquete de San Lázaro)

La buena primera vuelta que firmó el Compostela permite al conjunto de la capital gallega mantener todavía alguna esperanza de entrar en la promoción de ascenso pese a la nefastos resultados de la segunda. Aunque el discurso ha ido cambiando paulatinamente, y mientras hace no tanto no se contemplaba otra meta, ahora ya se va recurriendo a frases como "pelear hasta el final" o que "por no intentarlo que no sea".

 

Lo cierto es que en la SD se empieza ya a mirar de reojo los puestos de descenso. El Compostela se encuentra a tan sólo dos puntos de la quinta posición, pero a su vez, a cuatro del descenso. Las distancias son mínimas en ambos casos y con doce puntos por disputarse, cualquier cosa es posible. Aunque Rodri declara que su equipo no mira hacia abajo, también señala que "hay que ir paso a paso y ser realistas" y tampoco duda en calificar el encuentro como "una final, tanto para mirar para arriba como para abajo".

 

El Compos podría estar ante su último tren hacia Alicante y para no perderlo, necesita ya volver a ganar. Para ello, Rodri apuesta por olvidarse de la clasificación, de las cuentas, y retoma esa frase tan habitual en los últimos años en San Lázaro del ir "partido a partido".

 

El rival de los blanquiazules es otro equipo que también afronta el choque como otra final, aunque en este caso, ya sólo pensando en la permanencia en la categoría. A Santiago vendrá el Arosa, un conjunto que marcha 15º en la tabla y que se encuentra a tres puntos de salir del pozo. 

 

Rodri apunta a que se trata de un rival con una trayectoria parecida a la de los blanquiazules, con "una buena primera vuelta para un equipo recién ascendido y una segunda lo que le está fallando son los resultados". Tanto es así que en A Lomba han buscado un revulsivo de última hora, una última esperanza a la que aferrarse viendo que el equipo se hundía sin remedio en la clasificación. De esta manera, los arlequinados decidieron cambiar de entrenador y entregar los mandos de la nave a Luisito, que se estrenó la jornada pasada con un valioso empate frente al que era el líder de la categoría, el Pontevedra. Un empate que sin embargo no les vale y por tanto esta semana vendrán con todo a por los tres frente al Compostela.

 

En las filas blanquiazules Rodri recupera a Casas tras cumplir sanción pero pierde a Pablo Antas por el mismo motivo, mientras que Matías Vesprini seguirá siendo baja por lesión.